jueves, 17 de septiembre de 2015

ESTRENO EN SALAS PRESENTA: "FRANCISCO. EL PADRE JORGE".

OS PRESENTO A UN PRIMO MÍO: BEDA DOCAMPO FEIJÓO.

Entrevista con Beda Docampo Feijóo, director de

Entrevista con Beda Docampo Feijóo, director de "Francisco. El padre Jorge"

Habla con tal pasión de su película que hasta al más reacio a pasar por taquilla le provocaría curiosidad. Beda Docampo Feijóo nació en España, pero ha residido toda su vida en Argentina, el país donde nació el ilustre personaje que retrata su película "Francisco. El padre Jorge".
¿A qué santo se ha encomendado antes de acometer esta complicada película? ¿Es éste un proyecto personal o de encargo?
No me he encomendado, pero debería haberlo hecho porque era un proyecto difícil (risas).
Yo no era especialista en Bergoglio, ni casi nadie sabía quién era. Un día Pablo Bossi, el productor de El hijo de la novia, me trajo el libro de Elisabetta Piqué y me dijo que allí había una película.
Tenía dos partes, una sobre Bergoglio y otra sobre el Papa. Me resultó todo muy interesante. Cuando lo leía me llamaba la atención que un señor fuera elegido Papa a los 75 años, y que comenzara a decir cosas que conmocionan al mundo. Me pregunté quién es.
¿Sólo ha consultado esta biografía de Elisabetta Piqué o ha hecho una inmersión en el pensamiento de Francisco, en sus homilías y documentos?
Decidí leer escritos sobre él y alguno suyo. Pero de estos últimos menos. He leído más documentos de sus detractores, y me entrevisté con amigos, conocidos y enemigos. El plan era acercarse a la figura del Papa Francisco con objetividad, poniéndolo todo en duda.
Valía la pena que la gente conociera la verdad, porque a lo mejor era un personaje que cambió para bien y antes era un desastre... Yo entonces no lo sabía. Pero no hemos encontrado ningún punto dudoso ni oscuro con fundamento. Ni una fisura. Yo encontré a un hombre coherente.
¿Ha cambiado su percepción de Francisco durante el proceso de rodaje del film?
Ahora le admiro más todavía, pero también pienso que Bergoglio parece una 'mosca blanca' porque las cosas están mal en el mundo.
Todos los demás deberían ser como él, o sea que entre lo que pensaran y lo que hicieran no tendría que haber ninguna diferencia. No puede ser que yo tenga poder y esté contando milongas y mientras tanto me voy enriqueciendo y me llevo dinero a Andorra o a las Bahamas.
La película arranca en su juventud. Tenía novia, estuvo a punto de dejar el seminario y entonces hoy no sería Papa... Recorre los momentos más importantes, como la dictadura militar, período que se ha aprovechado para algunas acusaciones que yo considero que son una infamia, preparada por sus enemigos políticos. Después te encuentras con un tipo que ejerce quince años como arzobispo, una figura con bastante poder, pero él se comporta como un pobre. No tiene móvil, ni coche, va andando a todas partes... Yo estuve en Villa Miseria, el barrio más pobre de Buenos Aires, donde viven en condiciones terribles decenas de miles de personas, núcleo duro de la droga, y me dijeron que él llevaba quince años yendo a ayudar él solo, sin escoltas. Me aseguraron: "Nosotros lo queremos porque es un pobre".
Después de esto cuando me comentan que hemos hecho una película pro Bergoglio, yo les respondo que no. Hemos mostrado la realidad. Dice cosas que son de sentido común, que yo supongo que provienen de que sea seguidor de Cristo. Algunos piensan que parece un superhéroe, pero no, eso es un error. Hace lo que debe.
Viene luchando contra la corrupción, cuando nadie hablaba de ese tema. ¿Por qué? ¡Porque eso afecta a sus pobres! A los más desfavorecidos. Llevarse el dinero público tiene sus consecuencias. Obviamente a un abogado le daña menos que a quien vive en una chabola, pero a sus pobres más. Les podían haber construido cañerías para darles agua corriente, pero un político se ha embolsado el dinero, y el proyecto se ha ido al traste.
Él es abierto y dialogante, por eso dice en un momento del film que se debe dejar espacio para la duda. Dios no está con alguien que piensa que tiene las respuestas a todas las preguntas. El Papa Francisco sigue a Cristo, y hace simplemente lo mismo que habría hecho Él, está en la calle con los desfavorecidos. Se quedó con los mismos zapatos que llevaba, no se sentó para que le rindieran pleitesía, se arrodilló ante un cardenal que estaba enfermo... Deberíamos pedirles a todos los de arriba que vayan por esa línea. Él no sería entonces una mosca blanca, sería lo normal.
¿Es usted creyente? ¿Ha querido con el film contentar a los católicos o al público general?
No lo soy, diría que tengo las mismas contradicciones que se ven en la película. Provengo de una familia de Vigo, todos mis parientes son gallegos. Mi madre era una católica coherente, pero mi padre se distinguía por su agnosticismo. De esta forma, conozco muy bien los dos lados de la moneda.
Para la película, yo quise ser honesto. No existía una intención previa de rodar una obra a favor ni en contra de Bergoglio. Yo pensaba respetar lo que surgiera de las investigaciones de las que antes hablaba. Al final me encontré con una película que obviamente va a gustar a los católicos, pero pienso que llega a un público más amplio, formado por ateos, judíos, etc. Porque van a ver a un ser humano excepcional, y a desear que hubiera decenas de miles de poderosos con esa coherencia.
¿Cómo ha sido el trabajo con Grandinetti? ¿Hay algo que no estuviera en el guión y que él haya aportado?
El desafío no era encontrar un actor que no se pareciera y fuera correcto, sino uno excepcional que pudiera realizar una interpretación de primera fila. Ése era Darío Grandinetti.
Estuvimos hablando mucho Grandinetti y yo para ajustarle el guión. Al Pacino dijo que la clave de un gran trabajo estaba en entender el texto, y hacerlo propio. Aparte, consiguió hacer suyas la forma de andar y las gesticulaciones de Bergoglio. Su prueba de fuego tuvo lugar cuando los amigos del Papa fueron a verla. Al salir dijeron que actúa como él.
¿La periodista que interpreta Silvia Abascal se basa en alguna persona real?
Al no encontrar puntos negros en la figura de Bergoglio necesité inventarme un antagonista. El libro, escrito por Piqué, una mujer muy católica, funciona porque se trata de un ensayo. Pero en una película tenía que haber conflicto dramático.
Por eso me inventé al personaje que finalmente interpreta Silvia Abascal, agnóstica y crítica con la religión. Necesitaba a una actriz que pudiera establecer una relación con él casi paternofilial. No es que se dirija a la conversión, pero sí va admirando poco a poco al hombre.
El reparto incluye a otros actores españoles o argentinos de primera fila, a veces en papeles pequeños.
Agradezco la generosidad de los secundarios, unos quince actores de enorme prestigio, que se prestaron a hacer cada uno un día de rodaje. No es lo mismo para Darío Grandinetti estar un día con un actor apenas correcto que con don Emilio Gutiérrez Caba. Ellos crecen gracias a las réplicas. No tengo palabras de reconocimiento, tanto para los argentinos como para los españoles. Por ejemplo, realizó una buena labor Carlos Hipólito, que apenas tiene tiempo en pantalla para defender a su personaje, pero le da una dimensión que con otro intérprete normal y corriente no adquiriría. Ellos quisieron participar, aunque tuvieran un papel corto.
¿Ha intentado hablar con el Papa Francisco para proyectarle la película? ¿No le ha llamado como dicen que hace con frecuencia?
Cuando rodé el film no pensé en el Papa, pensé en el antiguo Bergoglio. Y ahora tampoco pienso en él. Es un asunto que me excede.
Sí que la han visto muchos representantes de la Iglesia, algunos de gran importancia. Me han dicho que se habían emocionado.
Yo soy sólo un trabajador. Hice mi trabajo lo mejor que pude, con entusiasmo y pasión. Y punto. ¿Que la llega a ver algún día? ¡Pues mejor!

lunes, 14 de septiembre de 2015

MÁS ALLÁ DEL VAIVÉN DE LAS OPINIONES...ESTO ES EL AMOR.

    1. Últimas noticias

      Parece ser que Corinna Sayn, la Diosa "ISIS" del siglo XXI, a sus cincuenta años de edad, ha escrito una declaración de Amor a su hermano "OSIRIS". Y éste, Juan Carlos Primero, se divorciará en breve de la Reyna Sofía.
      He aquí el texto de AMOR de la Diosa "ISIS":
      "Yo te quiero más que nadie, yo te busco y me conformo con lo que tengo de ti, porque... lo que yo tengo de ti, no lo tiene nadie". "Yo vivo en la penumbra de los bosques, en la niebla de los amaneceres del invierno, en el rocío de la madrugada, con las sirenas de los océanos y con las estrellas de un firmamento que nos espera a los dos para poder amarnos".
      "No me preguntes, no indagues, espérame quieto en tu rincón. Cualquier día llegará mi alma para amar tu cuerpo y mi alma entrará en tus venas, en tus entrañas, en tu pensamiento: Será tu alma la mía y mi cuerpo conocerá para siempre tu cuerpo".
      "Espera. No se lo cuentes a nadie. Seré tuya y de nadie más. Encenderé todas las noches esas luces que nos alumbrarán y, oblicuamente podremos amarnos hasta la madrugada de todos los días. Elige tu lugar en el ara de nuestro templo. Que yo respetaré tus deseos".
      "No hay final para nuestra historia de amor, no terminará nunca".
      "ISIS", Sayn Corinna.

    miércoles, 2 de septiembre de 2015

    RECORDANDO, 17 AÑOS DESPUÉS. FUNERAL DE LADY DIANA.




    Hoy día una vez más, 17 años después de su muerte, Scotland Yard se ve obligado a retomar el tema con un expediente nuevo ya que un soldado (no se conoce el nombre), dejó una carta en donde menciona que el SAS estaba detrás de la muerte de la princesa Diana. 

    La ligereza de esta evidencia potencial es obvia, sin embargo la policía está obligada a darle seguimiento. Para muchos, se puede decir que este caso nunca se cerrará.


    -------------------- --------------

    César  R.  Docampo